Más imágenes

Este cine, muy recordado, vivió la época dorada del cinemátografo en esta población manchega hasta que la comercialización del video, allá por los primeros años 80, hizo desaparecer a la inmensa mayoría de los cines españoles, en especial a los de pueblo y de reestreno en las capitales. El Avenida fue tambien espacio principal durante muchas fiestas, incluso antes de estar construido. Hizo su despedida en las fiestas de San Roque del año 1991, un año después sería derruido. Según consta también ejerció como teatro-cine de verano, según podemos apreciar en diversos afiches. También aparece publicidad del cine que solía instalarse en la Plaza de Toros, seguramente regentado por la misma empresa que el Avenida. Curioso, se programaba una sola película aunque sesión doble de No-Do.

Colaborador: Severiano Iglesias Tortosa